¿Qué son las disfunciones sexuales?

Las disfunciones sexuales son un grupo diverso de trastornos, generalmente caracterizados por una alteración clínicamente significativa de la capacidad de la persona para responder sexualmente o para experimentar un placer sexual (DSM5, 2014).

En este artículo vamos a hablar de la eyaculación precoz, una de las principales disfunciones sexuales y que más preocupa a los hombres. Si crees que puedes tener este problema o conoces a alguien que pueda necesitar ayuda, esto te interesa.

¿Qué es la eyaculación precoz o prematura?

La eyaculación precoz es una disfunción sexual que se caracteriza por un patrón persistente o recurrente en que la eyaculación producida durante la actividad sexual en pareja sucede aproximadamente en el minuto siguiente a la penetración vaginal y antes de que lo desee el individuo. Estos síntomas persisten durante un mínimo de seis meses y provocan malestar en la persona. La disfunción sexual no se explica mejor por un trastorno mental no sexual o como consecuencia de una alteración grave de la relación u otros factores estresantes significativos y no se puede atribuir a los efectos de una sustancia/medicación.

Existen dos tipos de diagnóstico, la eyaculación precoz de por vida (primaria), esta se produce todas o casi todas las veces desde que tienes relaciones sexuales y la adquirida (secundaria), esta se manifiesta después de haber tenido experiencias sexuales sin problemas eyaculatorios.

Es importante aclarar que, aunque el diagnóstico de eyaculación prematura (precoz) se puede aplicar a personas que practican actividades sexuales no vaginales, no se han establecido criterios específicos de duración en dichas actividades.Esto no significa que, si existe un malestar en cuanto a la duración en las relaciones sexuales, este no se pueda tratar en terapia. Por el contrario, la sexualidad forma parte del repertorio conductual de las personas y puede ser trabajado con ayuda de un psicólogo.

¿Por qué se produce la eyaculación precoz?

Para el desarrollo y aparición de esta disfunción, tienen influencia factores tanto psicológicos como biológicos. Algunos de los predisponentes a nivel psicológico son:

  • Tener problemas de imagen corporal y de autoestima.
  • El tipo de experiencias sexuales tempranas que haya vivido la persona.
  • Haber sufrido abuso sexual.
  • Dificultades en el estado de ánimo.
  • Sentimientos de culpa e inseguridad que afectan al desempeño sexual.
  • Preocupación por la eyaculación precoz y sobreestimación de su importancia.

Es habitual sentir vergüenza al hablar de este tema. Sin embargo, la eyaculación precoz es una afección frecuente que puede tratarse y tanto tu vida sexual como la de tu pareja pueden mejorar notablemente.

¿Cómo podemos ayudarte en NB?

En NB Psicología te ayudamos en el tratamiento de la eyaculación precoz. Juntos identificaremos las causas, te ayudaremos a entender el funcionamiento de este problema y trabajaremos en cómo tener unas relaciones sexuales más satisfactorias. Si tienes dudas, ¡contacta con nosotros!

Isabel de los Ríos

Psicóloga sanitaria en NB Psicología

× ¿Cómo puedo ayudarte?